Análisis del irrigador dental Waterpick 100

 

 

El Waterpick 100 es el producto que estabas buscando para conseguir una estupenda higiene bucal. Es capaz de acceder a la perfección a cualquier rincón de tu boca, por lo que es ideal tanto para utilizar en retenedores, en implantes, coronas y cualquier otra zona de difícil acceso.

Además, nos da la posibilidad de elegir hasta 10 posiciones diferentes capaz de lanzar presión en diferentes grados. Tiene un depósito de agua con una capacidad de 600 ml asegurándonos que no nos vamos a quedar sin líquido en un momento clave. Además, también es importante tener en cuenta que dispone de un amplio compartimento situado en la parte superior donde podremos guardar todas nuestras boquillas.

Es capaz de eliminar hasta un 99,9% de la placa bacteriana. En el momento en el dejemos de utilizarlo nos daremos cuenta de que toda esa zona se ha quedado con un frescor increíble. También tiene una característica muy especial: se adapta a las encías sensibles. De esta forma nos asegura que se reduce el sangrado a la vez que nos ayuda a mejorar la salud de nuestras encías, evita que aparezca caries a la vez que controlará la inflamación de nuestras encías y luchará activamente contra algunas dolencias como la gingivitis.

 

 ¿Para qué tipo de persona es adecuado el Waterpick 100?

Este estupendo producto está pensado para todas aquellas personas que quieran conseguir una limpieza mucho más profunda en su boca. El “Waterpick 100” está pensado para poder ser utilizado después de proceso del cepillado habitual. También ha sido diseñado para persona que tengan algún tipo de ortodoncia o implante ya que es capaz de llegar a zonas donde los métodos tradicionales no pueden llegar.

 

 Algunos consejos a tener en cuenta para sus primeros usos

 

Si es la primera vez que vamos a utilizar este dispositivo tendremos que prestar atención a una serie de indicaciones hasta que empecemos a dominar la técnica. Lo primero que haremos será seleccionar un nivel bajo de presión. A continuación nos encargaremos de dirigir el chorro en un ángulo de unos 90º aplicándolo directamente hacia nuestras encías.

Es importante que no pongamos en marcha el irrigador hasta que la boquilla la tengamos situada en la boca… de lo contrario salpicaremos todo cuanto encontremos.

Entrecerraremos los labios con la idea de que el agua pueda llegar a salir para que no se acumule; conviene recordar que no hay que abrir la boca demasiado porque si no el agua saldrá a una velocidad demasiado elevada.

A continuación nos inclinaremos sobre el lavabo manteniendo el brazo en un ángulo perpendicular al torso para propiciar un lavado correcto.

Ahora llegará el momento de regular la presión del agua en base a nuestras necesidades: si tienes las encías demasiado delicadas, la presión no deberías ser demasiado alta.

Cuando haya terminado apagaremos el dispositivo, tiraremos el agua restante y nos encargaremos de darle una limpieza óptima para tenerlo a nuestra disposición cuando lo necesitemos.

Waterpik WP-100 Handle Assembly Kit by Waterpik

29,99
3 Nuevo Desde 29,99€
Envío gratuito
Compra ahora
Amazon.es
A partir de septiembre 13, 2018 10:27 pm

Características

  • Waterpik WP-100 Handle Assembly Kit by Waterpik

¿Te gustó este artículo?