Guía para elegir cintas de correr

Una cinta de correr es una máquina que se utiliza para hacer cardio, ayudándonos a mantenernos en nuestro peso ideal, además de poder quitarnos esos kilos de más que hayamos podido presentar. Una de sus claves es que este tipo de aparatología ayuda a que el cuerpo no esté tan en tensión como si estuviéramos corriendo en una superficie al aire libre, lo que previene el riesgo de lesiones o de dolencias.

Guía de compra

Son muchas las personas las que se deciden a comprar cintas de correr para su casa, y de esta forma no les hace falta tener que apuntarse al gimnasio, pudiendo hacer este deporte cuando quieran.

 

Algunas ventajas de comprar una cinta de correr para casa

Por si todavía no sabes lo que estas cintas son capaces de ofrecerte, a continuación lo vamos a ver:

Climatología

 

¿Cuántas veces has querido salir a hacer running pero has puesto la excusa de que hace mal tiempo, especialmente cuando es invierno? Y es que a veces no es una excusa, es cierto que el clima no acompaña… aunque también es verdad que podríamos hacer el esfuerzo.

En cualquier caso, una cinta de correr te dará la posibilidad de hacer deporte en cualquier momento, dando igual si fuera hace frío o no, si está lloviendo, nevando, o si hay un huracán esperando en la puerta de tu casa.

 

Mínima posibilidad de lesión

 

Uno de los principales problemas con los que el runner se puede llegar a encontrar es con las diferentes irregularidades del terreno; si no mira por dónde pisa, puede darse el caso de que se tropiece con una roca, o bien adopte una mala postura que propicie una determinada lesión.

Con una cinta de correr tenemos una ventaja muy interesante y es que dará igual cómo pisemos ya que la superficie siempre será plana, lo que nos ayudará a poder aprovechar el entrenamiento al máximo.

 

Seguridad

 

Esto ya depende de la zona en la que vivíamos; si residimos en una conflictiva, el hecho de salir a correr temprano no tarde pueden ponerte el peligro, siendo más susceptibles a robos o intentos de ataques. Si sales a hacer running a una hora dónde haya más gente, es posible que no existan estos riegos… pero claro, encontrar el tiempo para poder hacerlo puede suponer una completa odisea.

Las cintas de correr, por lo general, son más seguras que el running.

 

Complemento con otras actividades

 

Uno de los principales factores que pueden afectar al rendimiento de nuestro entrenamiento es la monotonía; cuando hacemos running, los primeros días pueden ser duros, pero una auténtica gozada porque estamos haciendo algo nuevo… pero el problema vendrá cuando nos acostumbremos demasiado.

Con una cinta de running podemos estar viendo la TV, incluso hasta leer, olvidándonos un poco de que estamos haciendo deporte.

Mayor control sobre el entrenamiento

 

Una de las ventajas más características de este tipo de aparatología deportiva es que nos ayudan a controlar mejor nuestro entrenamiento; podremos saber con exactitud la distancia que hemos corrido, regular la intensidad, tener en cuenta el tiempo desde que empezamos hasta que finalizamos… incluso algunos modelos son capaces de contar las calorías que hemos quemado.

Si, es cierto que esto también lo podemos calcular con uno de esos modernos Smartwatches que hay en estos momentos en el mercado, pero no suelen ser tan completos y el GPS, sistema en el que se basan para darnos parte de la información, no es 100% preciso.

También hay que sopesar que algunos modelos permiten que hagamos un seguimiento, guardando toda nuestra evolución en un perfil personal (algunos, incluso, permiten enviar estos datos a la nube, para evitar que se pierdan).

 

Ahora que ya conoces las ventajas de las cintas de correr, es posible que te hayas terminado de convencer de que quieres tener una en tu casa o en tu oficina.

 

¿Cuánto vale una cinta de correr?

 

Al igual que ocurre con cualquier aparato deportivo, el coste puede ser muy variable.

Dependiendo de lo que se esté buscando, de las funciones que queramos que tenga la cinta, y de nuestro presupuesto, podremos elegir un momento que sea más o menos capaz.

En la gama de cintas de correr barata podemos encontrar algunas cuyo precio oscila entre los 150-200€ aproximadamente. Conviene recordar que estas son las más simples, las que tienen las funciones más básicas; quizá te muestre datos como a la velocidad a la que vas y la distancia, pero raramente te harán el seguimiento.

Por otra parte, tenemos la gana media de cintas de correr, que pueden tener precios de a partir de los 200€, hasta los 700-800€ aproximadamente.

Pero si queremos una profesional, de esas que se usan en el gimnasio, mejor que empieces a preparar la cartera porque pueden costar más de 10.000€.

Para ayudarte a elegir cinta de correr, hemos preparado algunos de los criterios básicos en los que deberías de basarte.

Tipos de cintas de correr

 

Para saber qué tipo de cinta de correr elegir, deberías de contestar a estas preguntas:

-¿Qué quieres hacer con la cinta de correr?

-¿Vas a entrenar con running?

-¿Quizá vas a probar con Jogging o con una combinación de esta disciplinas?

-¿Puede que tan solo la quieras para andar?

Dependiendo de las contestaciones, tenemos 3 tipos diferentes:

Cintas para andar que carecen de motor

 

Estas cintas están pensadas para andar, pero no tienen motor, por lo que serán nuestros pies los que harán que la superficie se desplace.

Tienen la particularidad de estar inclinadas, para que hacer el movimiento sea más sencillo.

Son cintas ligeras, aunque su fluidez puede variar dependiendo del modelo en cuestión.

El problema de las mismas es que no nos dejan andar en plano, por lo que no se recomiendan para personas con ciertas lesiones.

 

Cintas para andar con motor

 

Las cintas para andar motorizadas son la evolución de las anteriores; se pueden programas para conseguir una velocidad constante (a elegir a partir de 1-2km/h).

En este caso si que se nos da la posibilidad de andar en plano, por lo que nuestros músculos no sufrirán en exceso.

Cintas de correr

 

Finalmente, tenemos las cintas de correr, en las que se ha integrado un motor que las moverá.

La principal diferencia entre esta clasificación y la anterior es la velocidad a la que se mueve el motor. Son capaces de lograr una velocidad que oscila entre 1-16km/h.

Además, también son más completas. Dependiendo del modelo, algunas comprenden algunas características como cardiofrecuencímetro, control de las calorías quemadas, velocidad… esto es algo que vamos a ver en detalle en los puntos siguientes.

 

 

Consideraciones a tener en cuenta al comprar cintas de correr

 

Potencia de la cinta

 

En lo primero en lo que te deberías de centrar es en elegir una cinta que fuera capaz de aguantar tu peso y, además, que tenga un valor de velocidad máxima que se adapte a la que quieras alcanzar; esto ya es algo muy personal que dependerá de los objetivos que te hayas propuesto.

Un dato básico, aunque no siempre contemplado, es la inclinación de la cinta de correr. Para que lo puedas entender, a mayor nivel de inclinación, menor cantidad de potencia hará falta para que se pueda mover.

Vamos a poner un ejemplo; si pesamos más de 80 kilos, deberías de comprar cintas de correr que tuvieran una potencia de un mínimo de 1,5CV, aunque, si el presupuesto no es un problema, quizá deberías de pasar directamente a los 2C. Esta última opción puede ayudarte a correr a una velocidad de unos 15-16km/h aproximadamente.

En este punto hay algo importante a considerar: el sistema de refrigeración del motor. Deberíamos de elegir un modelo que contase con uno bueno; de esta manera, podemos estar seguros de que el modelo que hemos elegido nos va a durar mucho tiempo.

La idea es que la cinta de correr pueda evolucionar al mismo tiempo que lo hace el runner, y no al revés, que sea éste quien se tenga que adaptar al aparato en cuestión.

Elegir un motor silencioso en una cinta de correr también es muy importante; sobre todo si vas a hacer deporte mientras tu familia duerme, o mientras vas a estar escuchando música o viendo la TV.

Analiza bien las peculiaridades de cada motor antes de tomar la decisión.

Velocidad máxima que alcanza

 

Algunos deportistas, sobre todo los que están empezando, como no quieren pagar demasiado, compran una cinta de correr que no tiene demasiada potencia, con la excusa de que ya se comprarán otra cuando mejoren en su entrenamiento.

Debes de saber que algunos modelos baratos permiten una velocidad y una potencia poco eficiente, que no permite un entrenamiento progresivo que realmente vaya a suponer algún tipo de diferencia. Es por ello por lo que los expertos recomiendan tener clara la velocidad máxima que alcanza la cinta.

Si estás empezando, escoge un modelo que, como mínimo, te permita desarrollar una velocidad de unos 12 km/h; sin embargo, si ya tienes algo de entrenamiento en running, quizá puedas decantarte directamente por una que llegue a los 15-16km/h.

Estas últimas son más caras pero, a la larga, más rentables.

Grado de inclinación que soporta

 

El grado de inclinación es un valor que se indica en modo de porcentaje (%) y, dependiendo del mismo, podremos lograr un entrenamiento más o menos destacado.

El objetivo de esta inclinación es ir aumentando de forma progresiva la intensidad del esfuerzo que se está realizando en todo momento, mientras corremos, o mientras vamos caminando.

Un modelo potente te permitirá poder elegir el “grado de inclinación” en el que te vayas a mover, pudiendo seleccionar, por ejemplo, 9, 12, 15%… o, si eres profesional, elegir grados de 1%-2%.

Importante: Aunque este factor es muy importante para desarrollar un buen entrenamiento, no se recomienda que se utilice si se tiene algún tipo de lesión en la rodilla o en el tobillo. En este caso se tendría que acudir a un médico especializado para que pueda evaluar la situación.

Sistema de amortiguación (absorción de impacto)

 

Cuando estamos trotando, son nuestros pies los que se tienen que encargar de soportar nuestra estructura por completo, por lo que es posible que se pueda producir algún tipo de lesión si pisamos mal, si no tenemos el calzado adecuado o si no estamos utilizando una máquina de correr con la calidad adecuada.

Por esto, las máquinas de correr de calidad tienen un sistema de amortiguación, que permitirá que el deportista sea capaz de amortiguar el impacto cuando hace deporte, y conseguir que sus articulaciones estén siempre debidamente protegidas.

Algunas cinta profesionales integran sistemas de seguridad para proteger nuestras articulaciones, como pueden ser los sistemas de Softrack o el de Protech Plus.

A la hora de elegir uno de estos sistemas de amortiguación, se tiene que considerar el peso, así como si se ha tenido algún tipo de lesión en el pasado. Elige una cita adecuada para evitar lesiones, aunque tengas que pagar un poco más porque, de lo contrario, habrá sido como tirar el dinero.

Dimensiones de la cinta de correr

 

Quizá deberíamos de haber empezado por aquí. Y es que, por mucho que hayamos tenido en cuenta todos los factores anteriores a la hora de comprar una cinta de correr, si luego no tenemos en dónde meterla, mal vamos.

En este punto tendremos que considerar en dónde la vamos a colocar, y si luego se puede plegar para guardarla sin que estorbe demasiado.

También tenemos que considerar nuestra altura; por ejemplo, si medimos algo más del 1,80 metro, entonces nos hará falta una superficie de tabla de correr que tenga, cómo mínimo, 56 cm x 130 cm de superficie. Pero si no medimos tanto, quizá nos podamos conformar con una de 42 cm x 127 cm.

Analizar bien sus dimensiones, y su peso, puede ser crucial para elegir un aparato que realmente vayamos a usar todos los días, o bien uno que se acabe convirtiendo en un auténtico trasto.

Mecanismos de seguridad

 

La máquina que vayamos a elegir también debería contar con ciertos mecanismos de seguridad pensados para evitar accidentes; por ejemplo, puede ser que en un momento dado suene el teléfono, el timbre, o tengamos que atender algún tipo de urgencia inesperada.

Lógicamente, en este caso no nos vamos a bajar de golpe de la máquina de correr porque podríamos tener algún accidente, pero también puede ser que no podamos esperar a que la cinta se detenga por si sola.

Por ello, deberíamos elegir una cinta de correr que tuviera de un mecanismo que ayudase a que la cinta se pare de forma progresiva (pero nunca en seco porque podría ser fatal). También debería de tener un mecanismo para que se pueda poner en marcha poco a poco, y así adaptarse gradualmente al corredor.

Analiza que el acolchado de las agarraderas sea de calidad, que favorezca la transpiración y que sea ergonómico. De lo contrario, durará muy poco.

 

Mantenimiento de la cinta de correr

 

El apartado del mantenimiento de una cinta de correr no siempre queda demasiado claro en la ficha técnica de algunos modelos, quedando relegado al final de la misma, como pasando desapercibido.

Te queremos avisar de que una cinta excesivamente complicada de mantener no es lo que buscas. La idea es que solo requiera de tener que estar limpiándola de vez en cuando.

Si hemos apostado por una marca de calidad, la propia cinta irá adaptándose al desgaste producido por el tiempo, y seguirá funcionando con la misma eficiencia. Si no es así, puede que la tengamos que estar desmontando, añadiendo engrase a los diferentes mecanismos… y diferentes procedimientos engorrosos que seguro que queremos evitar.

Funcionalidades

 

Estas características son tenidas más en cuenta por los corredores amateurs, que por los principiantes; y esto tiene su razón de ser, ya que estos primeros son los que más controlan.

En la pantalla podemos encontrar ciertos datos importantes para mejores nuestro entrenamiento, así como diferentes programas que nos ayudarán a mejorarlo.

Hay que tener en cuenta si la máquina de correr nos muestra la velocidad, nos da el dato de la inclinación de la superficie, la distancia que hemos avanzado, el tiempo que hemos estado usando la cinta de correr, las calorías que hemos quemado, o el número del programa que estamos ejecutando.

Algunas personas combinan una cinta de correr simple con las funciones de un Smartwatch o de un acelerómetro; puede no ser una mala idea, pero también hay muchas cuestiones a las que contestar en esta idea.

Lo cierto es que todas estas funciones tienen una razón de ser mucho más allá de proporcionar al deportista la facultad de controlar al detalle su entrenamiento, también lo mantendrá motivado. Por ejemplo, si cuando empezaba se hacía X kilómetros en un determinado tiempo, y ahora se hace el doble, esto le dará ánimos para poder seguir.

Los modelos más avanzados de cintas de correr ofrecen al usuario hasta cuatro ventajas distintas en la pantalla para poder visualizar datos específicos de cada deportista.

Posiblemente será en estas funciones en dónde más tiempo vamos a estar pensando y es que, dependiendo de las mismas, puede haber diferencias de cientos de euros a la hora de elegir un modelo en cuestión.

Piensa en lo que realmente te hace falta, y no pagues más por algo que no vayas a usar.

Estas son algunas de las funciones más habituales que suelen integrar:

Control del ritmo cardiaco

 

Cada deportista trabaja con un determinado valor de ritmo cardiaco; en el caso de que este esté demasiado alto, podemos enfrentarnos a lesiones importantes, pero si no sube lo suficiente, es raro que se consigan los objetivos establecidos. Algunos modelos de máquinas de correr adaptan la velocidad al propio ritmo cardiaco del usuario, ayudándole a lograr sus metas, pero sin riesgo.

También nos dan la opción de hacer esta regulación por nosotros mismos.

Control de perfiles de usuarios (ID de usuario)

 

Una máquina con esta función nos da la opción de guardar diferentes perfiles para, por ejemplo, familias numerosas, matrimonios, compañeros de piso… siendo una buena idea para cuando decidan competir entre ellos.

Si necesitas esta función, asegúrate de que tenga, como mínimo, un par de slots de ID para usuarios.

 

Tests de fitness

 

Estos tests son opcionales, pero muy recomendados. Un test de fitness es un programa que ya viene instalado y que se ha creado teniendo en cuenta toda una serie de criterios deportivos para analizar el rendimiento de un determinado usuario.

La idea es que empieces a hacer el test y este medirá tu ritmo cardiaco, velocidad, distancia recorrida, y otros favores, dándole ciertos resultados que podrás usar para mejorar tu entrenamiento.

Los expertos recomiendan hacer estos tests cada cierto tiempo para saber en que podemos mejorar.

 

Función de “entrenamiento con intervalos”

 

Y terminamos con esta función, muy avanzada, que nos ayuda a entrenarnos alternando periodos de elevada intensidad, con otros de baja intensidad. La idea es hacer que el cuerpo trabaje con la más alta intensidad posible, en el mínimo tiempo. Según muchos expertos, es uno de los ejercicios más completos que existen.

Un programa típico que las cintas de correr profesionales ofrecen es el de combinar minutos de intensidad máxima, con minutos de reposo.

 

Descubre las mejores cintas de correr del mercado

 

Ahora que ya conoces en todo lo que te tienes que basar a la hora de comprar una cinta de correr barata y funcional, vamos a analizar los modelos más destacados:

 

Cinta de correr Cecotec Runfit Sprint (plegable)

 

 

La Cinta de correr Cecotec Runfit Sprint es perfecta para entrenamientos avanzados y para poder adaptarse a cualquier condición de espacio, ya que se pliega ocupando lo mínimo posible.

Nos ofrece hasta 12 programas diferentes, pudiendo interactuar con cinco velocidades logrando una velocidad máxima de 14km/h. Un dato muy importante a contemplar es que tiene 3 niveles de inclinación, para adaptarse a todo tipo de deportista.

Para controlar todas sus funciones, cuenta con una pantalla que cuenta con tecnología LED,  y un panel muy sencillo de usar.

La superficie mide 123 cm x 40 cm, siendo una opción ideal para prácticamente cualquier tipo de persona.

Todo esto se complementa con la presencia de pinza de seguridad, porta-botellas y con la suave espuma que tiene su apoyabrazos.

 

Opinión del cliente

 

 Una cinta de correr que cuesta muy poco para ser profesional, pero que realmente lo es. Debajo de la cinta tiene un pistón de aire, algo que no dice en la descripción y que debería, porque es una característica clave. Gracias a este pistón, la cinta puede subir y bajar sin dificultad; el usuario tan solo tendrá que bloquearla usando su pie para conseguir la posición deseada.

 

 

Cinta de correr barata SG

 

El siguiente modelo de cinta de correr SG es mucho más económico. Las opiniones sobre esta cita de correr alaban su practicidad y su resistencia al paso del tiempo.

Su estructura es de calidad, con material de acero que nos garantizará que se le puede dar un uso intensivo sin que se estropee.

Tiene un motor estable con una potencia máxima de 1500W, una pantalla desde la que se pueden controlar opciones como el consumo calórico, la frecuencia cardiaca, la distancia que hemos recorrido, el tiempo en el que se ha hecho, la velocidad…

Se adapta a la perfección al usuario al proporcionarle hasta 3 grados de inclinación, adaptados a sus necesidades.

También se puede plegar fácilmente, ocupando lo mínimo posible cuando no se vaya a usar.

Dispone de una toma para conectar un dispositivo MP3, y hasta 2 altavoces, pudiendo disfrutar de nuestra música sin tener que estar usando otro elemento adicional.

Pero, sin duda, la clave que hace de esta cinta de correr barata algo único es su sistema de seguridad: el usuario se tendrá que atar un cordel a su muñeca; si te caes, la máquina lo detectará y se detendrá.

Por otras estas razones, se la considera la mejor cinta de correr del mercado.

 

Opinión del cliente

 

 Cuando mi marido la compró estaba segura de que iba a ser un “trastaco”. Le dije desde un primer momento que la iba a usar dos días… y así fue. Sin embargo, debido a lo que había costado, decidí darle una oportunidad. Me he puesto en forma con ella después de medio año usándola; es ya una rutina, dejar al niño en el cole, ponerme a ver la serie de “Pequeñas mentirosas” y a pedalear sin parar. Me hundo en los misterios mientras me pongo en forma.

 

Última actualización: October 18, 2017 6:59 pm GMT

 

Cinta de correr JK Fitness MF260

 

La tercera propuesta de cintas de correr baratas es este modelo de cinta de correr JK Fitness MF260 que nos sorprende con un poderoso motor con potencia máxima de 1,75CV, logrando un nivel de velocidad de hasta un máximo de 14 kilómetros /hora.

Al igual que las opciones anteriores, desde su pantalla se pueden controlar algunas funciones como la velocidad a la que hemos corrido, el tiempo que hemos tardado, calorías quedabas, frecuencia cardiaca… pero no sólo eso; este modelo innova por ofrecernos diferentes entrenamientos que hasta podremos personalizar.

Su estructura es muy estable, siendo de gran calidad para asegurar su máxima permanencia al paso del tiempo.

Una de sus claves es que dispone de un sólido sistema de seguridad que se activará de inmediato si se produce algún tipo de problema.

 

Opinión del cliente

 

 Al ver tantos modelos de cintas de correr en el mercado, confieso que me asusté un poco porque estaba segura de que iba a meter la pata eligiendo. Mi entrenador personal me asesoró y elegí esta de momento, por ser la más barata. La verdad es que de momento aguanta bien mi trote, y debo decir que le meto mucha caña.

 

Jk Fitness MF260

3 Nuevo Desde € 383,76
amazon.es
Última actualización: October 18, 2017 6:59 pm GMT

 

Cinta de andar modelo Eco-2580

 

Con un revolucionario diseño, la cinta ECO 2580 ha sido adaptada a los criterios estéticos del momento, llega este modelo que te da la posibilidad de andar en tu casa como si estuviera en la calle. Es la opción perfecta para poder hacer deporte, aunque el clima del exterior no te acompañe.

La potencia de este modelo alcanza los 600W, logrando una velocidad de movimiento que oscila entre 1-8km/h.

Son muchos los expertos los que recomiendan esta cinta de andar barata para personas mayores, ya que es una buena fórmula para activar su circulación.

Para incentivar la máxima seguridad dispone de hasta función de para de emergencia.

Una de sus claves es que es muy fácil de plegar, haciendo que ocupe el mínimo espacio posible para evitar que el usuario se tenga que complicar.

 

Opinión del cliente

 

 Aguanta muy bien mi peso y me ha ayudado a moverme. Soy informático y tengo la maldición de estar pegado a la pantalla en todo momento. Me está ayudando a perder peso poco a poco.

 

ECO-DE ECO-2580 - Cinta de andar

6 Nuevo Desde € 228,00
amazon.es
Última actualización: October 18, 2017 6:59 pm GMT

 

Máquina de correr Vigor (99 programas para entrenar)

 

Finalmente tenemos este modelo de máquina de correr profesional, la más potente de la lista. La velocidad puede oscilar entre 1km/g hasta los 22km/h (esto es clave, ya que pocos modelos lo pueden llegar a conseguir).

También consigue un grado de inclinación óptimo, llegando hasta a un 22% si el deportista lo desea.

Cómo en el título hemos indicado, nos ofrece casi 100 programas para poder elegir como queremos entrenar.

Todo ello se puede controlar desde su pantalla de 7’’ confeccionada con tecnología LCD, que hasta dispone de luz.

Tiene una toma Jack para conectar un aparato MP3, un motor con potencia de 3,5CV muy silencioso y alta estabilidad, pensada para aguantar a la perfección un uso extremo.

 

En este vídeo podemos ver la cinta de correr en pleno uso:

Opinión del cliente

 

 Lo que realmente me ha convencido de esta cinta de correr es que el monitor es compatible con sistemas Appel para poder controlar desde la pantalla, por ejemplo, tus redes sociales mientras estás haciendo deporte (lo se, soy una viciada). Vale un pastizal, pero, al haber gastado tanto dinero, te aseguras de que la vas a usar si o si. A mi me pegaron el palo en julio, pero estamos en diciembre y todavía la estoy usando… ¿Sabéis cuando peso he perdido ya? ¡8 kilos y estoy muy orgullosa de ello!

 

 

Consejos finales para elegir cinta de correr

 

  • Metas: Analiza siempre las metas que quieres lograr y piensa en si la máquina te puede ayudar a conseguirlos. Piensa también en si solamente usarás tú la cinta de correr, o si también lo hará alguien más de tu entorno.
  • Investiga: En el listado anterior te hemos dado algunos ejemplos de las mejores cintas de correr baratas que existen en estos momentos; sin embargo, si no se ajustan a lo que buscas, sigue con tu investigación.
  • Garantía: Elige un modelo que sea de calidad, y así evitarás problemas. Además, también echa un vistazo al tiempo de garantía.
  • Nivel de ejercicio: No comprarás el mismo modelo para un entrenamiento a nivel básico, que a nivel profesional, ni tampoco te decantarás por las mismas opciones.
  • Pregunta: Si tienes alguna duda sobre la máquina, o sobre una función en cuestión, no dudes en preguntar.
  • Recuerda: Analiza la calidad de la máquina de correr, su sistema de absorción de impacto, funciones electrónicas, que tenga el motor adecuado para ti, los programas que necesitas, que sea fácil de usar, que requiera del mínimo mantenimiento y, sobre todo, que se ajuste a tu bolsillo.

Si tienes en cuenta estos consejos, no tardarás en encontrar la cinta de correr que has estado buscando.

 

Si te apetece practicar deportes al aire libre, entonces puedes probar con las bicicletas eléctricas que te ofrecemos.